Las alertas del estrés: semáforo rojo, semáforo verde

Unos segundos bastan para activar el organismo y conducirlo hacia un fuerte estado de estrés. Nuestro semáforo rojo en nuestro cuerpo significa que estamos demasiado activados. Nuestro semáforo verde que nuestro cuerpo esta relajado y tranquilo. Pasamos del semáforo rojo al verde  o nos quedamos en el rojo sin ser conscientes. Unos segundos bastan para devolverlo a la normalidad si lo podemos controlar y gestionar.

En estos tiempos de crisis y caos, imparto un Taller de Gestión del Estrés y esto fue lo que encontré cuando pregunté al grupo qué consecuencias nos puede generar el estrés:

 

¿Qué creéis que significa: A + A + A + A = 4B?”, les pregunto después de escribir el enunciado en un tablero. Las soluciones creativas no tardaron, pero en realidad evocaba las palabras de Albert Einstein:  “Si buscas resultados distintos, no hagas siempre lo mismo”.

Esa máxima se puede aplicar al tratamiento del estrés: si no quieres que tu respuesta siga siendo la misma, el 4A que dicta la lógica, o si estás cansado de que el descontrol, la impotencia, el miedo, la agresividad, las taquicardias controlen tus días, cuestiona la ecuación que usas en tu vida. Si quieres tener tu semáforo en verde dependerá de ti.

Partamos del principio de que el estrés es bueno. Cambiemos el chip, porque la gente siempre lo entiende como algo negativo. El estrés deriva del “stringent” que significa comprimir. Es entonces el estado de un cuerpo sujeto a una presión que modifica su estructura.

Los pasos que te propongo para detectar si tienes estrés son:

  • La idea es, por extraña que parezca, recordar que tenemos un cuerpo y que, constantemente, lo sometemos a presiones para las que no siempre está preparado.
  • Revisa tus señales, detente y piensa. El semáforo representa la importancia de leer las señales que nos da nuestro cuerpo.
  • La luz verde es el estado ideal, cuando sentimos que todo marcha sobre ruedas.
  • La luz amarilla es la precaución, ese dolor en el cuello, falta de energía, dolores de cabeza y estómago etc…
  • La luz roja, indica que el estrés se apodera de nosotros y nos muestra su cara más fea: agotamiento, migrañas, ansiedad, ira , nerviosismo, bloqueos… Aquí  es necesario PARAR y ponernos un STOP  en nuestra vida.

En Nascia Barcelona  podemos ayudarte a poner tu semáforo en verde otra vez, estaremos encantados de ayudarte con nuestras técnicas basadas en Biofeedback. Pide tu cita gratuita sin compromiso.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *